¿Sabías que las zanahorias no siempre fueron naranjas?

941 44 61 41
¿Sabías que las zanahorias no siempre fueron naranjas?

Existen pocos colores más característicos que el de una zanahoria. Pensar en la distribución de zanahorias en La Rioja es hacerlo en el color naranja. Y, aunque hoy día se ha puesto de moda cultivar esta hortaliza en diferentes colores, el naranja es y será su color predominante por muchos siglos.

Sin embargo, ¿sabías que las zanahorias no siempre fueron naranjas? En Zanahorias Medrano nos conocemos la historia de esta saludable hortaliza y sabemos que la primera aparición de la zanahoria data del año 3.000 a. C en Afganistán, y que no eran precisamente naranjas, sino de color púrpura por fuera y amarillas por dentro. Pero no han sido los únicos colores existentes. A la largo de la historia, toda vez que los comerciantes árabes se dieron cuenta de su potencial y extendieron la semilla por otros lugares de Asia, África y Arabia, dieron lugar a variedades distintas tanto en sabor como en color, en blanco, amarillo, verde e incluso en negro.

Hay que esperar hasta el siglo XVI en Holanda, país también asociado a este bonito color, para encontrar las primeras zanahorias naranjas. Los agricultores de los Países Bajos lo consiguieron haciendo experimentos y cruces entre variedades con el objetivo de que coincidiera con el color de la Casa Real holandesa.

Hoy día, la distribución de zanahorias en La Rioja de otro color resulta extraño. Eso sí, el auge de la cocina moderna y la agricultura innovadora han vuelto a hacer posible la adquisición de zanahorias de distintos colores: blancas, amarillas, rojas y, como las primeras, de color púrpura, aunque nosotros seguimos prefiriendo las naranjas.





haz clic para copiar mailmail copiado